Seguidores

jueves, 1 de abril de 2010

Hechos, no palabras

Marcos, te voy a fichar como documentalista, pero no esperes cobrar, porque esto me lleva mucho tiempo, pero no me reporta ganancia monetaria alguna. Gracias.

Pues bien, mi documentalista me pasa por correo el siguiente artículo de opinión de la edición digital de El País. Es breve pero contundente y me lleva a reflexionar sobre el grado de subjetividad e interés que reside en la entrega de ciertos premios o, tal vez, de todos los premios.

Me conduce, igualmente, a reafirmarme en mi visión de oportunismo y desmesura en la entrega del Premio Nobel de la Paz al presidente Obama. Bien es cierto, que al tiempo que creo que es demasiado premio para alguien que está por obrar en favor de la paz sin haber hecho más que propuestas, también creo que el premio le ha otorgado un alto grado de responsabilidad que, de alguna manera le endeuda y le insta a cumplir sus promesas y trabajar duro para demostrar que es merecedor del galardón.

Pero, sobre todo, me obliga a reflexionar acerca de tantas vidas anónimas que día a día trabajan arriesgando su vida por conseguir justicia y libertad. Personas sin nombre, sin titulares, sin premios ni candidaturas. Personas que, lejos de ansiar la fama, desean el anonimato y que nos obligan a dejar de mirarnos el ombligo y abrir los ojos a un mundo que necesita más héroes de estos que viven en la sombra y que mueren con la humildad con la que vivieron, a pesar de lo maravilloso de sus actos.

Por mi parte, les presento (o les recuerdo) el caso de Irena Sendler. Pero hay muchos más. ¿Se animan a mostrárnoslos o recordárnoslos? ¿Conocen casos cercanos de familiares o amigos cuya vida o actos son dignos de premiar?

10 comentarios:

Ryoga dijo...

lo de los premios nobel de la paz perdio bastante su valor,no se premia a quien realmente lo merezca sino a quien sea mediatico.si se lo hubieran dado a irena la prensa se habria limitado a informar pero como se lo dieron a al gore y ese si es mundialmente famoso entonces si la noticia tuvo mucha repercusión.
es injusto pero la organización de los novel o también los premios principe buscan antes al mediatico que al que lo merezca.una pena que irena no lo llegara a conseguir pero para mi lo que hizo tiene mucho merito

Cecilia Alameda Sol dijo...

Tienes razón, claro, pero tal vez habrían tenido que concederle el premio a irina muchos años antes. Que la guerra se acabó en 1945. Tuvieron cincuenta años para premiarla. En lo de Obama quizás tengas también razón, aunque yo admiro lo mucho que trabaja, que se haya ganado a pulso el puesto (´no tenía detrás un papá que le financiaba sus aventuras políticas, ni pertenece a los estadounidenses potentes y prepotentes). Y, sobre todo, que está haciendo una labor titánica por el bien de los paisanos con pocos recursos (que nadie se muera ya porque no dispone de pasta para un tratamiento).

Rodolfo Serrano dijo...

Es una hermosa iniciativa. Y completamente de acuerdo con el artículo de El País. Besos

Brian dijo...

es genial la iniciativa!! y comparto tus reflexiones

Un besote ;-)

Nieves dijo...

Están circulando muchos correos con esta iniciativa. A ver si sirve de algo. Un beso.

Laura dijo...

Se nota el regreso de las vacaciones...
Gracias por los comentarios.

tatiana dijo...

Hola¡
Permiteme presentarme soy tatiana administradora de un directorio de blogs y webs, visité tu página y está genial, me encantaría contar con tu blog en mi sitio web y así mis visitas puedan visitarlo tambien.
Si estas de acuerdo no dudes en escribirme tajuancha2010@gmail.com
Exitos con tu página.
Un beso
tatiana.

Marcos dijo...

En primer lugar decir que es un placer colaborar con tu blog.

En segundo lugar, me parece algo bastante interesante, debido a la repercusión que tienen estos premios y a la polémica que se organizó con motivo de la elección de Obama.

La verdad es que se ha convertido en un circo mediatico, donde los lobbyes actúan, más que en un reconocimiento y un galardón a alguien que se lo merece...

Roberto dijo...

La reforma sanitaria, sus propuestas sociales...Obama Me parece un político muchisimo mejor que el infumable Bush...pero nobel de la paz y presidente de los Estados Unidos son dos términos contradictorios, simplemente no se sostiene desde mi punto de vista...

un abrazo compañera

Laura dijo...

Partimos de la base de que Obama es mejor que Bush, por supuesto. Efectivamente, no se le puede acusar, de momento, de tener la prepotencia de su antecesor y, lejos de ser así, ya tiene en su palmarés (por fin) méritos como la reforma sanitaria (aunque no sea la mejor de todas las posibilidades que se barajaban).

Bueno, que este post no era contra Obama tanto como una llamada de atención sobre las personas que, siendo verdaderos héroes y heroínas, no son premiados de ninguna forma.

Gracias por los comentarios, porque verdaderamente carecen de intereses y porrque en ellos abundan contenidos interesantes ;-)